perros y personas
Publicidad

Perros y personas que se ayudan mutuamente es el lema del convenio de colaboración que ha suscrito ASAS Inclusión Activa y la Asociación Protectora Argos.

La idea es que los usuarios de esta asociación de personas con diversidad funcional “interactúen con los animales, debido a su potencial terapéutico”.
Así lo explica Joaquín García Arias, técnico de Ajuste Personal y Social de ASAS, quien ha puntualizado que esta actividad se viene llevando a cabo con las personas del grupo de envejecimiento activo de esta entidad.

Aunque, ha aclarado, “también se cuenta con aquellos usuarios a los que les gustan mucho los animales”. El convenio recoge la visita a las instalaciones de ASAS de la protectora Argos con sus perros de acogida, para que las personas usuarias los paseen o colaboren con su aseo. Perros y personas que se ayudan mutuamente, como dicen.

Publicidad

Además, la colaboración contempla la participación de chicos y chicas de ASAS en actividades que organice la asociación protectora con otras entidades. Como una visita que recientemente se organizó a un centro de mayores en Miraflores, Sevilla.

La idea, también, es que estas personas con diversidad funcional puedan realizar un voluntariado en las instalaciones de la protectora. De esta forma, explica Joaquín, “se sienten útil ayudando a perros que han sido abandonados, además de ofrecer un servicio a la comunidad”.

La experiencia hasta la fecha está siendo bastante buena, ya que “les encantan los animales y se sienten muy bien”. Cumpliendo con su objetivo de perros y personas que se ayudan mutuamente.

Publicidad

Responder

Por favor, haz tu comentario.
Por favor, introduce tu nombre