La Unidad de Columna del Hospital San Agustín de Dos Hermanas ha realizado la primera discectomía endoscópica, cirugía mínimamente invasiva que se utiliza para eliminar el disco. Se trata de la intervención quirúrgica más avanzada que hay actualmente para estos casos y la que conlleva menor riesgo para el paciente.

La intervención ha sido realizada por el responsable del Servicio de Traumatología de HSA, el Doctor Castilla, y ha contado con la colaboración del Ghassan Elgeadi, cirujano ortopédico y experto en esta innovadora técnica.

La discectomía endoscópica consiste en la eliminación del disco mediante un abordaje vídeo asistido y de forma percutánea. “Es la extirpación de la hernia discal viendo mediante una cámara y cánulas especiales pero con el mínimo daño posible, igualmente que hoy en día se extirpa un menisco o una vesícula biliar mediante técnicas similares, pero de forma más segura y con una recuperación mucho más rápida y confortable”, explica el Doctor Castilla.

Esta técnica es, actualmente, la intervención quirúrgica más avanzada que se plantea para estos casos y la que conlleva menos riesgos para el paciente. Es una cirugía que tiene los mismos resultados que la cirugía convencional, pero con muchos menos riesgos de dolor e infecciones postoperatorias”, subraya el responsable del Servicio de Traumatología de HSA. De esta forma, y según explica el especialista, la recuperación es “infinitamente más rápida y, en caso de no presentarse complicaciones, el alta hospitalaria puede ser dada una vez pasa la anestesia”.

El Doctor Castilla subraya, además, otra ventaja de esta técnica, ya que al utilizar imágenes que magnifican se puede extirpar el disco con el mínimo daño posible al resto de las estructuras lumbares, lo que la convierte en una técnica percutánea que permite la reincorporación a una vida cotidiana con ligeras restricciones de forma casi inmediata.

Ventajas de las técnicas quirúrgicas vídeo asistidas

Las técnicas quirúrgicas vídeo asistidas tienen ya una larga tradición en la cirugía, como es el caso de la cirugía artroscópica o la laparoscopia. Las ventajas de la cirugía endoscópica sobre los procedimientos quirúrgicos convencionales se resumen en tres puntos principales: la recuperación más rápida del paciente, gracias a que sus incisiones son mucho más pequeñas, hay menos dolor y las cicatrices son también más pequeñas; por otro lado, la hospitalización es bastante más corta y, por último, la cirugía endoscópica permite que muchas intervenciones pueda realizarse de forma ambulatoria. Ésto supone una mayor comodidad para el paciente, además de que disminuye el número de riesgos que conlleva toda intervención quirúrgica.

Una dolencia muy frecuente entre la población

La ciática o lumbociática es una dolencia muy frecuente entre gran parte de la población. Es un problema muy prevalente en la sociedad actual. De hecho, se considera que hasta el 90 por ciento la ha padecido alguna vez en su vida alguna crisis de dolor lumbar irradiado o no.

La mayoría de las veces estas crisis se solventan con tratamiento conservador, mediante tratamiento con analgésicos, reposo relativo y fisioterapia. Cuando el dolor ciático no cede con medidas conservadoras tras un tiempo prudencial, o se acompaña de un daño neurológico, se plantea el tratamiento quirúrgico.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here