Especialistas del Hospital San Agustín han impartido una charla sobre el trastorno de las conductas alimentarias en el Colegio Highlands para estudiantes de 3º y 4º de la ESO.

Su objetivo ha sido el de concienciar a este sector de la población sobre la gravedad de enfermedades como la anorexia, la bulimia o el trastorno por atracón.

La charla ha corrido a cargo de la psicóloga clínica Esperanza Mora Tello y de la nutricionista, Mª Dolores Sousa Márquez. Se enmarca dentro del programa de actividades que realiza San Agustín para prevenir este tipo de enfermedades del trastorno de las conductas alimentarias.

Actividades para jóvenes

Estas actividades preventivas del trastorno de las conductas alimentarias están dirigidas especialmente a los jóvenes y adolescentes ya que, tal y como recuerda Esperanza Mora, “son la población que presenta mayor riesgo de sufrir estas enfermedades”. Aunque también incidió en la importancia de trabajar estrategias de prevención con las familias y los educadores.

En este sentido, explicó que hay señales que hacen más fácil detectar este tipo de casos, ya que generalmente las personas que lo sufren no tienen conciencia de estar enfermos: problemas de peso, alteraciones menstruales, dietas frecuentes, generalmente muy restrictivas, excusas para no comer, sentimientos de culpa por comer; alteraciones en la forma de comer…

Por su parte, Mª Dolores Sousa recordó la importancia de llevar una dieta equilibrada y saludable“que aporte la suficiente energía y nutrientes que cada cuerpo necesita”. Por ello, insistió en la necesidad de seguir una pauta regular en los horarios de la comida. “Hay que evitar saltarse las comidas y el picoteo de productos no saludables”, incidió.

Detección temprana

Desde HSA, se apuesta por trabajar medidas preventivas para evitar la aparición de nuevos casos y, al mismo tiempo, poder detectarlos de manera precoz. Una detección temprana por parte del entorno del paciente es fundamental para una intervención eficaz, ya que es frecuente que las personas afectadas presenten (al menos inicialmente) una escasa conciencia de enfermedad. El retraso en el diagnóstico implica un peor pronóstico, según los especialistas.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here