El colegio Carlos I de España clausuró el pasado lunes por la tarde sus clases de patinaje. Lo ha hecho con la representación de una obra de teatro sobre ruedas en la que ha participado los 22 niños y niñas de 4 a 12 años inscritos en esta actividad.

La obra de teatro original llevaba por título Grises y en ella la mitad de los chicos y chicas iba vestida de negro y la otra mitad de blanco. Con ella se ha querido mostrar que la diversidad puede convivir en el mundo, siendo la sociedad la culpable de los enfrentamientos.

Las clases de patinaje se pusieron en marcha en el Carlos I en el mes de octubre y se han venido desarrollando, dos días a la semana, hasta el presente mes de mayo.

En ella ha primado el patinaje como arte y no como una competición y se ha apostado por el compañerismo entre el alumnado del grupo.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here