La Misericordia se quitó la espinita clavada de no haber podido procesionar por las calles de su feligresía el pasado año 2018 en vísperas de la Semana Santa.

El Viernes de Dolores, la Virgen de las Angustias, sobre su paso, sin palio, salió por primera vez en las vísperas de una Semana Mayor.La Dolorosa, que llevaba un elegante exorno floral de rosa hermosa, clavel rosa, antirrhinum rosa, rosa pitimini champagne, flor de cera rosa, paniculata y verdes varios, estuvo acompañada por la Banda de Cornetas y Tambores de las Tres Caídas de Dos Hermanas.

El Sábado de Pasión, una cita ya tradicional con el Misterio de las Tres Caídas, que volvió a procesionar desde la Parroquia de La Oliva con la talla del Cristo caído, Simón de Cirene y María Santísima de la Paz. Lo hacía en el año en el que se cumplían diez de su cuadrilla de costaleros, luciendo sobre el paso, junto al Cirineo, el costal de Diego Dorantes, ya fallecido.

En Montequinto, por segundo año, la Virgen del Pilar, de la Agrupación de la Humildad, procesionaba bajo palio de terciopelo rojo por las calles de su barrio.

La Dolorosa estrenaba nueva cruz pectoral, regalo de un grupo de hermanos que lució el Sábado de Pasión. Entre los momentos más especiales, la petalada que recibió el paso de palio a la salida del Edificio España.

Publicidad

Responder

Por favor, haz tu comentario.
Por favor, introduce tu nombre