Hoy Dos Hermanas viste de luto y las banderas ondean a media asta en señal de duelo por el asesinato de nuestra vecina Rosa.

Nos concentramos para condenar este brutal asesinato y mostrar nuestro más absoluto rechazo a cualquier manifestación de violencia hacia las mujeres; pero sobre todo queremos manifestar nuestro cariño y apoyo a las personas que más lo necesitan, sus hijas, sus familiares y amistades, acompañarles en su dolor, y recordarles que no están solas.

Hoy, el dolor y la indignación se mezclan a partes iguales, pues una vida ha sido arrebatada de la forma más vil y atroz y como sociedad no hemos sido capaces de impedirlo. Debemos ser capaces de asumir nuestra responsabilidad y actuar.

Aprovechamos este luctuoso momento para recordar a la comunidad que estos asesinatos no son más que la cara más terrible de la violencia de género y es responsabilidad de toda la sociedad luchar por su erradicación, poniendo todos los medios para conseguirlo, empezando por la educación.
Cada 25 de mes, el Consejo Sectorial de Mujeres viene convocando una concentración para condenar la Violencia machista, denunciar las diferentes situaciones de desigualdad y discriminación que sufren las mujeres por el solo hecho de serlo. Para reclamar más y mejores medidas en la atención integral a la mujer, pero sobre todo se pide a la sociedad que sea protagonista de este necesario cambio.

El asesinato de nuestra vecina se suma a las más de 975 mujeres que han sido asesinadas por sus maridos, parejas o exparejas en estos últimos 15 años. Por eso, hoy más que nunca, lejos de abatirnos, debemos unir nuestras fuerzas y luchar por construir una sociedad más igualitaria y plantarle cara al machismo.

Desde el Ayuntamiento de Dos Hermanas ratificamos nuestro firme compromiso en la lucha por la Igualdad y la erradicación de la Violencia machista, y seguiremos impulsando todas las medidas y recursos económicos y personales para mejorar la atención integral a las mujeres y a sus hijas e hijos.

Queremos que nuestra voz sea la voz de las mujeres que no se atreven a denunciar, de las que sufren la violencia cada día y sobre todo queremos que sirva de reconocimiento y homenaje a las mujeres víctimas de esta violencia que ya no están entre nosotras.

Queremos recordarles que no están solas, que toda la sociedad les apoya y estamos con ellas.

Las mujeres tienen derecho a vivir en libertad y seguridad.

Hoy la sociedad se une para gritar fuerte y claro: ¡Nos queremos Vivas! ¡Basta Ya!

Publicidad

Responder

Por favor, haz tu comentario.
Por favor, introduce tu nombre