Bioalverde, la empresa sin ánimo de lucro y de inserción impulsada por Cáritas Diocesana de Sevilla, a través de un huerto ecológico en la barriada de Montequinto, sigue en proceso de crecimiento y consolidación.

Según explica su director, Fernando Rodríguez, recientemente ha recibido la denominación de empresa de inserción por parte de la Junta de Andalucía, debido a los itinerarios formativos que se siguen con personas en riesgo de exclusión social. En el huerto, comenta, “se lleva a cabo una rotación en los puestos de trabajo cada dos años, que es el periodo en el que Cáritas convoca su curso de Agricultura Ecológica, en busca de nuevos candidatos”.

Estas personas llegan derivadas de las Cáritas parroquiales a través del Centro Diocesano de Empleo para participar en estos cursos, dirigidos a 16 alumnos, en un sector con poca formación técnica y que tiene una duración de cinco meses, con fase teórica y práctica.

El proyecto de Bioalverde está en fase de crecimiento, ya que cuando comienza la explotación del huerto, junto a la estación de Metro de Olivar de Quintos, lo hace con cuatro trabajadores y un año más tarde se amplía a seis puestos, que en este 2018 se han consolidado y ampliado con dos contrataciones más. La idea, afirma Fernando, “es que la ampliación de personal sea sostenible con las necesidades del huerto, que también ha experimentado su crecimiento, ya que en un principio funcionaba con dos hectáreas y ahora son cuatro de producción hortícola”. La idea es ir ampliando cada año y medio.

Los centros de reparto de las cestas de productos ecológicos también han sumado nuevos puntos en la provincia de Sevilla, contando actualmente con 43 y duplicándose los pedidos en este 2018.

Actualmente son 1.000 los socios con los que cuenta este proyecto, de los que 300 están suscritos a un pedido periódico, el resto lo hace de manera ocasional. Atendiendo no sólo a clientes particulares, sino que se envían productos a empresas como hoteles, tiendas o distribuidores de productos ecológicos.

¿Cómo hacer un pedido?
El proyecto de Bioalverde cuenta con página web, www.bioalverde.com, así como perfiles en redes sociales. En el portal se pueden hacer sus pedidos, optando entre dos opciones: una caja pequeña, con un precio de 12 euros, que contiene de 4 a 5 kilos de verduras o una caja grande, de 19 euros, de 4 a 5 kilos de verduras, 2 ó 3 kilos de frutas y media docenas de huevos. Al rellenar el formulario se debe indicar la periodicidad con la que quiere recibir la cesta y qué punto de recogida le viene mejor para su entrega. En Dos Hermanas lo pueden hacer en el propio huerto, junto a la parada de Metro de Olivar de Quintos o en la Parroquia de San Juan Pablo II. Los seis primeros meses se hará un descuento de cinco euros.

Dignificar el trabajo

Con Bioalverde lo que también se pretende es “dignificar el trabajo del campo”, comenta su director, por lo que “los trabajadores están contratados en régimen de la Seguridad Social y la intención es que consigan el mayor beneficio de lo que producen”. Para ello, controla toda la cadena, desde la producción a la distribución, y con aquellos productos que no se disponga, “vamos al agricultor para darle el mejor precio”, añade.

Desde Cáritas, con proyectos como los de Bioalverde, lo que se persigue es “intervenir en los problemas de la sociedad, haciendo partícipe a ésta”, en lo que se conoce como responsabilidad social. Lo hace animando a la ciudadanía en un “consumo diario y responsable: socialmente, por dar más oportunidades de empleo; medioambientalmente con el planeta; y saludable por los productos ecológicos”, sentencia Fernando Rodríguez.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here