El Rey de España, Felipe VI, ha estado este viernes, día 14, en Dos Hermanas para presidir la inauguración oficial de la nueva fábrica de Ybarra en el Polígono Aceitunero, levantada en estos dos últimos años, tras el incendio que devastó sus instalaciones originarias el verano de 2016.

Su Majestad el Rey realizó una visita por los puntos más destacados de los 37.000 metros cuadrados que ocupa el complejo industrial, acompañado por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas; la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz; el presidente del Parlamento de Andalucía, Juan Pablo Durán; el delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis; el alcalde de Dos Hermanas, Francisco Toscano; y el presidente del Grupo Ybarra Alimentación, Antonio Gallego, entre otras personalidades.

El acto comenzó con un saludo a los miembros del comité de dirección del Grupo Ybarra Alimentación y una presentación de la fábrica. A continuación, Don Felipe visitó las instalaciones recorriendo los robots paletizados, la sala de ingredientes minoritarios, las cocinas, la línea de envasado de mayonesas y salsas, la línea de envasado de aceites (llenadora, etiquetadora y encajonadora), y las sopladoras.

Finalizado el recorrido Su Majestad el Rey se fotografió con una representación de los trabajadores del Grupo. Seguidamente, se dirigió a la zona logística donde se descubrió una placa conmemorativa, una vez que se visionó un vídeo recordatorio de lo vivido por la empresa desde el incendio el pasado día 16 de julio de 2016, con la construcción de esta nueva factoría en la que el grupo ha invertido unos 40 millones de euros.

El presidente de Ybarra, Antonio Gallego, fue el encargado de tomar la palabra para dirigirse a los presentes, resaltando que la empresa siempre se ha caracterizado por llevar “el nombre de España por el mundo”.  Apostando, en la actualidad por una “visión innovadora”, que está presente “en cada rincón de la nueva fábrica, todo un referente calidad y seguridad alimentaria”

Antonio también quiso dirigirse a la plantilla que ha sido todo “un ejemplo del espíritu de responsabilidad y superación que siempre ha caracterizado al grupo en estos dos años difíciles”. Ya que, concluyó,  “la inauguración de esta nueva fábrica en un tiempo récord supone el final de una etapa dura y llena de obstáculos, pero el comienzo de un nuevo tiempo lleno de proyectos ilusionantes y de un futuro apasionante”.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here