Publicidad

El jockey se marcha a Sudáfrica, donde ha recibido una muy buena oferta para montar, y se despedirá este domingo a lomos de ‘Azafata’ en el Gran Premio Cruzcampo, cita que coronará al mejor fondista de la temporada

Purasangres y jockeys se reparten el protagonismo en el mundo del turf de manera muy equilibrada, si bien es cierto que en la presente temporada de invierno, con el permiso de la triple ganadora Brigantia, los jinetes han apartado de los titulares a los caballos y las yeguas más de lo habitual. Borja Fayos, por ejemplo, fue noticia cuando regresó a los hipódromos españoles con victoria.

También lo ha sido más de una vez José Luis Martínez debido al excepcional momento de forma que atraviesa, mientras que los jovencísimos Jaime Gelabert e Ignacio Melgarejo (entre los dos no suman los años de Magic Martínez) pusieron el vello de punta a los aficionados con sus primeras victorias. Este domingo, otro jockey volverá a atraer la atención, aunque en este caso el motivo no puede venir acompañado de una sonrisa: Jorge Horcajada dirá un hasta luego a los presentes porque, como ya hicieron antes varios de sus colegas y como él mismo también hiciera en el pasado, la próxima semana hará las maletas con la esperanza de ganarse la vida de mejor manera en otro país. Ha recibido una buena oferta en Durban (Sudáfrica) y ha decidido marcharse allí.

Publicidad

Al menos, se despedirá montando a Azafata en el Gran Premio Cruzcampo (2.200 metros), el gran premio que corona al mejor fondista de la temporada, la cual, con esta carrera, afronta su tramo final y más esperado. La yegua que defiende los colores de la cuadra Pilotos 747 no parte entre los favoritos a llevarse los 9.000 euros que hay reservados al ganador (puede que sea su última actuación, pues el propietario tiene intención de dedicarla a la cría en breve), pero como el turf es tan caprichoso nadie debería descartar un final tremendamente feliz y emotivo para el citado caballero y su eventual montura. Cosas más raras se han visto, diría uno de esos turfmenque se pasan la semana estudiando el programa de la reunión mientras cuentan que quedan para el domingo por la mañana.

Puede que a Azafata le hagan falta más metros (fue segunda de Achtung en el maratón nazareno hace un mes, demostrando que lo suyo son las distancias largas), pero las buenas sensaciones que viene mostrando últimamente han animado a los suyos a matricularla en una carrera que contará con otros cuatro participantes. Uno de ellos será el arriba mencionado Achtung, compañero suyo en la preparación de Jesús López. Son muchos los que ven al fondista de la cuadra Enalto como el gran candidato al triunfo, aunque también es de más metros (es de los pocos maratonianos que galopan ahora en la península). Ese factor hace que no pocos entendidos hayan subrayado el nombre de la yegua que llevará el número cinco en su mantilla. Es Grievous Angel, cómoda ganadora de la preparatoria, invicta en sus tres comparecencias en Dos Hermanas y gran ilusión del preparador Óscar Anaya y la cuadra Río Cubas. Desde que se le diera una vuelta más al cerrojo que cerró el hipódromo de Mijas, el trainer argentino ha venido trabajando a diario en un lugar privilegiado pero sin apenas constantes vitales, de ahí que la cuadra haya decidido mudarse a San Sebastián. Ante las circunstancias adversas, Anaya se ha rebelado como debe hacerlo un buen profesional del deporte: ganando. Su invierno ha vuelto a ser muy bueno y ya sólo le falta que Grievous Angel, que va a llevar la conducción inspirada de José Luis Martínez, sea la primera en rebasar el poste de meta de una carrera en la que Fortun (ganador del derby español en 2012) regresa a las pistas tras catorce meses sin correr y en la que Enrique León va a jugarse la apuesta de Bear Prince, tercero del derby del pasado y caballo a seguir de cerca en este 2014. Ojo con él.

Aun sin ser grandes premios, las otras cuatro carreras de esta novena y antepenúltima jornada se presentan también muy interesantes. La primera de la mañana, Premio Prensa Local de Dos Hermanas, es una prueba de venta sobre 1.600 metros en la que, sobre el papel, el caballo a batir es Lince, que hace un mes ganó batiendo, entre otros, a Finley Connolly y Angel Melody, con los que va a volver a coincidir en los cajones de salida y que, al menos, volverán a aspirar a entrar en el dinero al igual que los también Río Cubas (como Angel Melody) Del Cossay Felipe El Hermoso.

La milla será también la distancia sobre la que se dispute el Premio Sánchez Noriega, aunque en este caso los purasangres que galopen (nueve en total) son todos potros y potrancas de tres años. Capitán Moonlite (Horcajada lo dirigirá otra vez), primer y segundo en sus dos salidas invernales, las únicas que registra hasta la fecha en suelo español, ha demostrado más que el resto de sus rivales, aunque entre éstos hay algunos con motivos para creérselo: Por Fin y Olivenza vienen de ser terceros y estarán al quite.

En esta carrera debutará What a Babe, hermano de madre del indestructible Blackberry Boy, que a sus diez años sigue teniendo ganas de correr. En la que será su tercera salida del inverno, correrá en el Premio Peña Hípica El Búcaro, la primera parte del hándicap dividido, programado en esta ocasión sobre 2.100 metros. El de Sunshine Racing ya lo habrá hecho muy bien si entra en el trío de una carrera con un pronóstico bastante abierto: Paripecelebró con un triunfo su primera carrera en Dos Hermanas, lo que le hace valedor de una buena probabilidad;Bottega destaca por valor, pero sus 64 kilos pueden ser demasiados; Indian Lou siempre saca algo de dinero; ySukarrieta, que viene de ser segunda, está llamada a pelearla hasta el final como mínimo.

Y para completar el programa, la segunda manga del hándicap, Premio Asociación de Caballos Anglo-Árabes, en el que Della Bend aspira a sumar su segundo triunfo seguido de la temporada, objetivo que tratarán de impedírselo entre otros Calamargo, Fischer, Pompom Coeur y Arkadin, que si entraron en el trío en sus últimas actuaciones es porque están en condiciones de dar un paso más al frente.

Publicidad

Responder

Por favor, haz tu comentario.
Por favor, introduce tu nombre