Publicidad

Antonio Gavala

Presidente del Consejo

{xtypo_quote_left}Renovación y regeneración serán mis finalidades más concretas{/xtypo_quote_left}

Publicidad

La historia de este maestro nacido en Cádiz en el año 1945 está íntimamente relacionada con la ciudad de Dos Hermanas y sus cofradías. Hermano de Vera-Cruz, Sacramental y Santa Ana, fue hermano mayor de la corporación de la Patrona entre los años 2001 a 2009.

¿Qué le llevó a presentar su candidatura como presidente de la junta superior del consejo de hermandades y cofradías?
Existe en mi forma de entender la vida una inquietud natural y un sentido de servicio que pueden estar en la base de la decisión. También es cierto que durante aquellas pocas horas, en las que se da a conocer la renuncia de Leoncio Alba y la próxima convocatoria de elecciones, ”me dejo convencer” por varios hermanos mayores con los que había coincidido durante mi mandato de la Hermandad de la Patrona.
Su candidatura era la única que se presentaba para presidir el consejo, ¿A qué cree que se debe esta falta de iniciativa o es que la suya era una candidatura salida del consenso?
Pues simplemente a que no se ha presentado otra. ¿Falta de iniciativas, dices? Quizás. También es verdad que  mi candidatura nació ya con el respaldo de las hermandades en cuestión.
¿Cómo afronta esta nueva etapa?
Con la ilusión y la responsabilidad de las que he hecho gala en todas y cada una de las actividades a las que, me ha llevado,  mi particular forma de entender la vida.
¿Cree que hay muchas diferencias entre dirigir una hermandad y presidir el consejo de todas las hermandades?
Sí y no. Ocupar un cargo lleva, a mi juicio, una incuestionable vocación de servicio por lo tanto, en esto, no hay diferencias, presida lo que presida. Sí es posible que las haya, en el principio de querer aunar y más en esta Dos Hermanas nuestra, los criterios que avalan a sus hermandades y cofradías .
A su llegada a este cargo, ¿Cómo se encuentra el movimiento cofrade en la ciudad de Dos Hermanas?
Es magnífico. No sólo porque aparecen nuevas asociaciones que intentan llevar el sentimiento cofrade y el mensaje del Evangelio a nuevos espacios de nuestra ciudad, sino porque las hermandades ya constituidas cumplen sus labores eclesiales y asistenciales con esmero y dedicación y para prueba de ello ahí está el Centro de Orientación Familiar, modélico para toda la archidiócesis ¿Que es mejorable? Por supuesto. Como todo en la vida. Y eso nos anima.
¿Cuál va a ser la filosofía de trabajo que le gustaría inculcar al consejo durante su mandato?
Renovación y regeneración serán nuestras finalidades más concretas. Una mentalidad nueva para unos nuevos tiempos.
¿Qué proyectos más inmediatos maneja a corto o medio plazo para su puesta en marcha en Dos Hermanas?
Podríamos afirmar que sería el de dar aires nuevos a este organismo. Me consta que este cargo al que accedo no es fácil de gestionar, entre otras cosas, por la complejidad que reportan las diversas formas de pensar de las hermandades que lo integran; por lo que tengo que admitir que esto de darle aires nuevos no será posible lograrlo de la noche a la mañana. Todos los hermanos mayores que me impulsaron a tomar esta decisión eran partidarios de esta regeneración y esto no se puede lograr sólo con el deseo del presidente sino por el consenso de todos.
¿Cómo es el equipo que integra la nueva junta superior del consejo?
Es un grupo de cofrades de la más alta cualificación, gente honesta y fiel que está dispuesta a sacrificarse por un proyecto común. Somos conscientes que desde hoy seremos motivo de crítica, cosa que considero algo inherente a los que ocupan cualquier cargo en nuestra ciudad. Yo, desde ahora mismo, apelo a la responsabilidad y a las ganas de construir. Por nuestra parte ofrecemos nuestro interés por el dialogo, nuestra entrega y voluntad en pro de conseguir una realidad distinta.
¿Qué puede decir de la labor de Leoncio Alba, que le ha precedido en el cargo?
Valoro en lo que se merece la gestión de mi antecesor Leoncio Alba como el presidente que durante catorce años ha dirigido los destinos de esta institución. Por otra parte nos conocemos desde hace muchos años y nos une una entrañable amistad. Tengo que agradecerle lo mucho que nos ha ayudado durante esta transmisión del cargo y creo y espero que lo siga haciendo en los meses venideros, no en vano los próximos acontecimientos han llegado de su mano.

 

Publicidad

Responder

Por favor, haz tu comentario.
Por favor, introduce tu nombre