Publicidad

La Audiencia Provincial de Sevilla ha condenado a un hombre, A. P. C., de 35 años de edad, a cuatro años de prisión y 45.000 euros de indemninzación por un delito de homicidio al apuñalar al conductor de un vehículo contra el que colisionó cuando el procesado conducía bajo los efectos de las drogas.

 

 

Publicidad

 

 

Los hechos sucedieron sobre las 22:55 horas del pasado día 9 de mayo de 2004 cuando el inculpado conducía su coche por la ciudad y al girar para entrar en la calle Montelirio invadió el carril contrario, impactando su vehículo con otro, que salía de la vía para incorporarse a la calle Torre de Doña María y en el que viajaban otras tres personas. Tras el impacto, a pesar de decir a los del otro vehículo que les iba a entregar la documentación, huyó del lugar de los hechos. El conductor del otro vehículo le siguió y dio alcance a 500 metros donde ambos mantuvieron una discusión acerca del accidente y donde el inculpado sacó una navaja de ocho centímetros de filo y cuatro de diámetro, con la que le asestó diversos navajazos, causándole dos heridas. Después, se dio a la fuga a bordo de su vehículo. A pesar de encontrarse malherido, la víctima regresó al lugar de los hechos donde sus acompañantes lo llevaron hasta el hospital donde fue intervenido quirúrgicamente. 

Se probó que el inculpado estaba bajo los efectos de los estupefacientes, un hecho que se ha considerado como atenuante. El inculpado se halla en prisión preventiva por esta causa desde el 23 de julio de 2004.

Publicidad

Responder

Por favor, haz tu comentario.
Por favor, introduce tu nombre